Universidad Católica: Ariel Holan se puede ir después del tricampeonato de la UC


Universidad Católica consiguió el primer tricampeonato de su historia tras empatar 0-0 con Unión La Calera y hacerse inalcanzable, precisamente, para los cementeros en este Campeonato Nacional 2020. Y, por tercera vez también, podría perder a su entrenador tal como pasó con Beñat San José y Gustavo Quinteros

Así al menos lo dejó entrever Ariel Holan, artífice de este título, quien manifestó que hay una conversación pendiente. “Tenemos que tener unas charlas y ver cómo se puede ajustar eso. Ahora tenemos que pensar cómo terminamos el campeonato y vamos a charlar a partir de mañana o pasado. Pero más allá del técnico, es importante el proyecto del club, que tiene estos juveniles, Valencia, Munder, Saavedra, Montes, Tapia, Núñez, Salomón otra camada de chicos que no ha debutado como Barticciotto, Flores, Iglesias, Suárez, son chicos con muchas condiciones. Tenemos un grupo muy competitivo, se fue Kuscevic, se lastimó Lanaro, Asta-Buruaga, el refuerzo que era Juan Fuentes”, reflexionó el argentino en diálogo con TNT Sports. 

Asimismo, el DT de los Cruzados dijo que “fue año durísimo para todos los clubes. Rescato a mis futbolistas, porque trabajaron muchísimo en los cinco meses de inactividad, vía Zoom desde sus casas, hicimos más de 50 sesiones de Zoom más el trabajo físico del profe. La dirigencia acompañó en lo económico, nos dio los recursos para seguir trabajando a pesar de todas las vicisitudes. Mi cuerpo técnico trabajó como loco y cuando se reanudó el torneo estuvieron al pie del cañón dejando todo desde muy temprano en la mañana. Y al pueblo Cruzado, que siempre nos hizo sentir el respeto al trabajo y el cariño. Todo eso nos dio mucha fuerza para sortear la cantidad de partidos, quedar afuera de la Sudamericana tras una llave muy apretada y luego jugar dos clásicos seguidos”. 

Finalmente, Holan recordó que “hicimos una gran Copa Sudamericana, pero nos faltó un poco más. Tuvimos la dosis en contra con el Covid de Zampedri y la lesión de Huerta en el partido decisivo. Nos quedó la sensación amarga de haber llegado a la final y haber hecho historia. Dimos todo, el equipo estuvo a la altura, sobre todo ante los gigentes brasileros en la Copa Libertadores, contra Gremio e Internacional, que ahora pelea el campeonato allá, con América de Cali que salió campeón en Colombia. El equipo fue creciendo y creyendo que en las copas se puede competir con mucho trabajo. También debutaron muchos juveniles y lamentablemente partieron Pinares y Kuscevic. Difícil decirle que no a un futbolista cuando quiere crecer en su carrera”. 



Source link

SiteLock
Facebook