¿Hasta qué edad pueden mantenerse en la élite Federer, Nadal y Djokovic?


El fenómeno de la longevidad está cambiando de forma trascendental la pirámide demográfica mundial gracias al crecimiento gradual de la esperanza de vida que, unido a la caída de la tasa de natalidad, ha provocado una clara tendencia al envejecimiento de la población. Nos morimos más tarde y nos reproducimos menos. Como consecuencia, los séniors van ganando protagonismo en la distribución por edades hasta el punto que, por primera vez en la historia de la Humanidad hay más personas mayores de 60 años que niños menores de cinco.


Lee también

Marc Alcaraz

NFL Football - Super Bowl LIV - Kansas City Chiefs v San Francisco 49ers - Hard Rock Stadium, Miami, Florida, U.S. - February 2, 2020. Kansas City Chiefs' Patrick Mahomes and head coach Andy Reid celebrate during the game. REUTERS/Mike Blake

Vivimos más y, en muchos casos, en mejor condición. Nos mantenemos jóvenes durante más años a lo largo de nuestra vida y, en general, nos cuidamos más. Este comportamiento es extensible a muchos grupos de personas. Por ejemplo, en el ámbito del deporte profesional abundan las estrellas que se mantienen en lo alto del ranking a edades que hace apenas unas décadas eran una invitación a la jubilación. Uno de los casos más claros es el de Tom Brady, considerado el mejor jugador de la historia de fútbol americano, que acaba de ganar la Super Bowl y ser coronando de nuevo como el mejor jugador, a los 43 años. ¿Un rara avis? Los mejores de la historia de otros deportes se han comportado como Brady. Michael Jordan superó los 40 años en activo y coleccionó hazañas en la NBA hasta el momento de su retirada. Leo Messi está muy cerca de los 34 años y su rendimiento sigue siendo el de un número 1 mundial.

Pero el caso más extraordinario lo encontramos en el tenis donde los tres grandes dominadores de la historia (Roger Federer, Rafa Nadal y Novak Djokovic) están alargando su dominio a base de victorias a una edad muy tardía para un deporte que tradicionalmente ha entronado también a jugadores muy jóvenes. 

Leyendas como Bjorn Borg, John McEnroe, Jimmy Connors o Pete Sampras accedieron al número 1 del ranking mundial cuando tenían 21 años. Rafa Nadal llegó a la cima a los 22. Ha pasado más de una década y el mallorquín sigue arriba y desde hace mucho sigue teniendo los mismos adversarios, ahora ya veteranos. Djokovic cumplirá los 34 años dentro de dos meses. Medio mes más tarde, Nadal llegará a los 35. Y Federer en agosto cambiará de década y soplará la tarta con las 40 velas. Este trío encabeza la lista de ganadores de grandes de todos los tiempos con los 20 torneos del Grand Slam ganados por Federer y por Nadal y los 18 de Djokovic. El serbio acaba de acercarse un poco más al trono al haberse impuesto el mes pasado en Australia.

Derrotar al tiempo

Nutrición, entrenamientos personalizados y tecnología

Las dos preguntas que surgen inmediatamente son: ¿cómo consiguen esta excelencia en longevidad? y ¿hasta cuándo podrán aguantar en la cima? Para la primera pregunta hay respuestas lógicas, muchas de ellas ya conocidas. El mayor peso de la nutrición, la realización de entrenamientos personalizados en función de las características de cada jugador, los avances tecnológicos aplicados al tenis y, en general, el incremento de la calidad de vida en todo el mundo propician que los deportistas de mayor nivel (y que además no por casualidad suelen ser los que más se cuidan) lo tengan un poco más fácil a la hora de alargar su carrera y no jubilarse prematuramente.

FILE PHOTO: Tennis -

Roger Federer sigue entre los mejores después de dos décadas de carrera profesional  REUTERS/Mike Hutchings/File Photo

Reuters

El suizo Roger Federer, tras dos décadas de carrera, reconoce que “en los primeros años la longevidad era para mí algo que se veía imposible porqué en el circuito se me conocía como un tenista inconsistente. Ahora, lo que más me enorgullece es mi longevidad”. Federer no se pone límites y explica que “no tengo un plan y ciertamente no sé hasta cuando seguiré”, pero revela uno de sus secretos. “Si no duermo 11 o 12 horas al día, no estoy bien. Si no duermo esta cantidad de horas, no estoy fino”. 

Djokovic y Nadal están en la misma línea de valorar los muchos años de carrera. El serbio ha dicho recientemente que “estar con opciones de ser número 1 siempre es bueno, pero yo me siento más orgulloso de mi longevidad”. El español también se ha mostrado en muchas ocasiones orgulloso de haber logrado mantenerse a gran nivel durante tantos años”.

El sentido del entrenamiento

La preparación física es clave para alargar la carrera

Mariano Hontecillas, preparador físico de deportistas de élite y con una gran experiencia en el mundo del tenis, confirma que “actualmente el deportista profesional cuida todos los detalles. La alimentación es fundamental y está diseñada de forma personal para cada jugador”. Hontecillas, que ha entrenado a tenistas como Albert Costa, Svetlana Kuznetsova o Marie Bouzková, revela que la preparación física está enfocada a mejorar los puntos débiles del deportista y a intentar alargar su carrera, por ejemplo, minimizando el riesgo de lesiones. “En algunos casos nos esforzamos en aumentar la masa muscular y diseñamos una pauta de entrenamiento para lograr una mayor potencia, pero en función de cada jugador hay que diseñar una pauta personalizada”. Y añade un factor clave para explicar la longevidad de este trío estelar. “El talento es fundamental. Son los jugadores más talentosos de la historia y eso supone una gran ventaja frente a los demás. Saben hacer sin apenas esfuerzo cosas que a otros les obliga a esforzarse mucho. Y este detalle, repetido miles de veces a lo largo de los años, supone para sus rivales una carga que acaba pasando factura”. Son jugadores que se pueden permitir el lujo de dosificarse en ciertos momentos de la mayoría de sus partidos. Algo así como lo que hace Messi cuando camina. Descansa mientras prepara el siguiente zarpazo.

Serbia's Novak Djokovic holds the Norman Brookes Challenge Cup after defeating Russia's Daniil Medvedev in the men's singles final at the Australian Open tennis championship in Melbourne, Australia, Sunday, Feb. 21, 2021.(AP Photo/Andy Brownbill)

Novak Djokovic posa con el trofeo que le acredita como ganador del Open de Australia de este año 

Andy Brownbill / AP

De hecho, Mariano Hontecillas destaca la importancia del entrenamiento invisible. “Denominamos así a conceptos que no se ven como la nutrición, el descanso y el trabajo para controlar las emociones. Federer, Nadal y Djokovic tienen en común ser los más profesionales de todos y llevan la profesionalidad al mínimo detalle, incluido lo que no se ve. Y utilizan los últimas novedades tecnológicas”. Y sentencia que “lo que les diferencia de verdad del resto de rivales del circuito es su mentalidad competitiva. Ellos son de una casta especial. Son monstruos competitivos. Cuando llega el momento decisivo se crecen. Allí donde a la mayoría les aparecen las dudas, ellos se sienten en su hábitat natural. Y la rivalidad entre ellos les ha hecho crecer y les ha obligado a reinventarse. No veremos nunca nada igual.

Sin fecha de caducidad

Ex tenistas y entrenadores coinciden en no ponerles límites

El mítico John McEnroe no se atreve a fijar una fecha de caducidad para los tres, pero estableció un paralelismo con Brady y se preguntó “¿cómo demonios siguen jugando estos chicos a un nivel tan alto a esta edad?”. Otro ex tenista, el chileno Fernando González que llegó a ser número 5 del mundo, cree que van a durar todavía más años. “Cuando Andre Agassi se retiró a los 36 años, fue algo extraño, pero ahora hay muchos jugadores top que superan los 30 años, Recuerdo que cuando yo tenía 28 años, era el segundo jugador más viejo en el Top 20. Ahora los tenistas son más profesionales. Tienen menos fatiga, viajar es más divertido y tienes más información y asesoramiento sobre cómo practicar, comer y descansar. Están más preparados”.

Brad Gilbert, ex entrenador de Andre Agassi y analista de ESPN, destaca la longevidad de estos jugadores. “De repente Roger llega a los 40 y Rafa y Novak le siguen y se dan cuenta de lo largas que son sus carreras”. Como muchos, piensa que no se puede apostar acerca de cuántos años en la cima les queda. Toni Nadal, tío y mentor de Rafa, cuenta que “recuerdo que hace algunos años algún espabilado dijo que la carrera de Rafael sería corta, pero se equivocó” y añade que “es difícil saber hasta cuándo va a seguir”.

Rafa Nadal en la última final de Roland Garros.

Rafa Nadal en la última final de Roland Garros.

Terceros

El propio Rafa está en la misma línea. “Voy a hacer lo posible por jugar mucho tiempo más. Eso significa intentar hacer las cosas de la mejor manera, pero tampoco depende de mí totalmente. Haré lo que esté en mi mano para seguir estando competitivo y sano. Hay cosas que uno no puede controlar, como las lesiones”. El ex tenista Carlos Moyà piensa que “si se mantiene como está ahora sin lesiones, motivado, con ganas, cuidándose como se está cuidando, puede seguir varios años más. Siempre se habla de Rafa y de cuánto le queda. Lo escucho desde que tiene 20 años. Es un jugador que ha batido marcas de precocidad, pero ahora está batiendo marcas de longevidad también. Eso es algo que no se ha visto mucho en la historia del tenis”.



Source link

SiteLock
Facebook