El Gobierno convocó a las autoridades de provincia de Buenos Aires y CABA para definir medidas por la segunda ola de coronavirus


Alberto Fernández  con el gobernador bonaerense, Axel Kicillof, y el jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta
Alberto Fernández con el gobernador bonaerense, Axel Kicillof, y el jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta

Luego de las conversaciones durante el fin de semana entre el presidente Alberto Fernández con el gobernador bonaerense, Axel Kicillof, y el jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, para dialogar sobre la situación sanitaria por la segunda ola de coronavirus en el AMBA, se formalizó un encuentro para hoy, a las 16, en Casa Rosada, entre los jefes de Gabinete Santiago Cafiero, Carlos Bianco y Felipe Miguel.

También estarán los ministros de Salud, Carla Vizzotti, Daniel Gollán y Fernán Quirós.

Ayer, el gobernador bonaerense se refirió a la conversación que mantuvo con el jefe de Estado, quien se recupera de un cuadro leve de coronavirus. “Quedamos en que coordinaríamos con Rodríguez Larreta los pasos a seguir para detener el alarmante incremento de los contagios en la región del AMBA”, indicó a través de las redes sociales.

Además, Kicillof compartió en sus redes un gráfico que muestra la evolución comparativa de los contagios en la Ciudad de Buenos Aires, en la provincia de Buenos Aires, en el resto del país y en la Argentina en general. Allí se indica que la Ciudad de Buenos Aires registra la mayor cantidad de contagios cada 100.000 habitantes, un valor muy por encima del que muestran otras provincias del país, incluida Buenos Aires.

El jefe de Gabinete, Santiago Cafiero, y la ministra de Salud, Carla Vizzotti. Ambos participarán del encuentro
El jefe de Gabinete, Santiago Cafiero, y la ministra de Salud, Carla Vizzotti. Ambos participarán del encuentro

El sábado, Alberto Fernández se comunicó con Larreta. Charlaron por alrededor de 15 minutos a través de la aplicación FaceTime, luego de la suspensión del encuentro personal que tenían previsto debido al diagnóstico positivo de COVID-19 que recibió el Presidente, y evaluaron la situación epidemiológica.

Entre otros puntos, ratificaron la importancia de mantener las escuelas abiertas y apuntaron a fortalecer el operativo de vacunación en el AMBA. El mandatario porteño pidió modificar el criterio de distribución de las vacunas de la Nación a las provincias.

El gobierno de la ciudad de Buenos Aires viene planteando hace semanas públicamente la necesidad de modificar cómo se reparten las dosis de las vacunas para adaptarlo al tipo de población, y no exclusivamente en relación a la cantidad de habitantes.

La respuesta de Alberto Fernández se conoció a través de un hilo en su cuenta de Twitter: “Larreta me expresó su preocupación por acelerar la vacunación de los adultos mayores en CABA, teniendo en cuenta que en la Ciudad reside un mayor porcentaje de ellos. Ante la inquietud, propuse analizar la posibilidad de involucrar al PAMI en la aplicación de las vacunas”, dijo el Presidente.

En cuanto a las medidas, el viceministro de Salud bonaerense, Nicolás Kreplak, indicó que “si no se toman medidas fuertes hay mucho riesgo de que se sature el sistema de salud”. El propio Kicillof adhirió a esa mirada al calificar como “alarmantes” los números del rebrote de COVID-19 y asegurar que en Buenos Aires ya se detectó la cepa de Manaos, una de las más contagiosas y que mayor preocupación le genera al Gobierno. Ayer, también se registró un caso nuevo en la provincia de Formosa, en la localidad de Clorinda.

En tanto, el vicejefe de Gobierno porteño, Diego Santilli, se pronunció en contra de sumar nuevas restricciones. “Fue un año muy duro para las pymes de la ciudad de Buenos Aires, que generan 7 de cada 10 empleos. El objetivo es testear, aislar y vacunar. Y seguir los indicadores: hoy amanecimos con el 37% de las camas de terapia intensiva. 22% en camas moderadas. 8 % en camas leves. Todavía podemos seguir trabajando con todos los cuidados que tenemos que tener”, detalló en radio Mitre.

Y agregó: “El año pasado, cuando se cerró 15 días, la ocupación era de 69%. Hay que tener equilibrio. Tenemos que analizar todas estas cuestiones con los indicadores”. Durante un día normal la ciudad de Buenos Aires tiene 7 millones de habitantes.

SEGUIR LEYENDO

Axel Kicillof ratificó que los números de la segunda ola de COVID-19 son alarmantes, y confirmó que se detectó la cepa de Manaos en Buenos Aires
Tras las demoras en el operativo, llegó el undécimo vuelo de Aerolíneas Argentinas con vacunas Sputnik V



MÁS INFORMACIÓN

SiteLock
Facebook