El FMI propone un impuesto temporal a los más ricos para hacer frente a la pandemia


El Fondo advierte de que la pandemia ha profundizado las desigualdades preexistentes y defiende aplicar un impuesto temporal a las rentas altas y a la riqueza



El Fondo Monetario Internacional (FMI) ha defendido este miércoles la necesidad de un impuesto “temporal” solidario a las rentas más altas, destinado a financiar las necesidades relacionadas con la pandemia del nuevo coronavirus y la crisis que conlleva.

“Para ayudar a hacer frente a las necesidades de financiación relacionadas con la pandemia, las autoridades podrían considerar una contribución temporal para la recuperación postcovid aplicada sobre las rentas altas y la riqueza”, ha señalado Vitor Gaspar, director del Departamento de Asuntos Fiscales del Fondo, en el arranque de su asamblea de primavera.

Gaspar asimismo ha advertido de que “las desigualdades preexistentes han amplificado el impacto adverso de la pandemia y, a la vez ha agravado las desigualdades”, lo que supone “un círculo vicioso de desigualdad que podría dar lugar a una quiebra social y política”.

Por otra parte, el FMI ha respaldado la propuesta de Estados Unidos de pactar en el marco del G-20 un impuesto mínimo global de sociedades. A este respecto, Gaspar ha señalado que se trata de “un elemento importante para asegurar que los gobiernos tienen los recursos necesarios para las diversas prioridades de gasto que tienen que encarar”.

Asimismo, el Fondo urge a acelerar el acceso global a las vacunas contra la covid-19 Su directora, Kristalina Georgieva, ha dicho que “hay que aumentar la producción y distribución de las vacunas y dejar de lado los controles a las exportaciones”.

Además, ha instado a “financiar completamente” la herramienta Covax (la iniciativa de la OMS para la distribución equitativa de vacunas) y “asegurar que las dosis sobrantes sean transferidas a los países pobres”.

“Hay que aumentar la producción y distribución de las vacunas y dejar de lado los controles a las exportaciones. También significa financiar completamente la herramienta Covax (para la distribución equitativa de vacunas) y asegurar que las vacunas sobrantes son transferidas a los países pobres”
KRISTALINA GEORGIEVA
LA DIRECTORA GERENTE DEL FONDO MONETARIO INTERNACIONAL (FMI)

“La política de vacunación es una política económica”, ha asegurado Georgieva, que ha expresado la “urgencia” para que “las vacunas lleguen a todos en todos los lugares”.



MÁS INFORMACIÓN

SiteLock
Facebook