Carlota Casiraghi reaparece en un encuentro literario de Chanel, mostrando su faceta más intelectual


Carlota Casiraghi, hija de Carolina de Mónaco y nieta de Grace Kelly, empezó el 2021 como nueva embajadora de la casa de moda Chanel. No solo un contrato puramente mercantil la une con la firma, sino también la estrecha relación de ella y su madre con el fallecido Karl Lagerfeld. 

A finales de enero, Chanel compartía en su canal de YouTube una entrevista a Carlota Casiraghi en la que le preguntaban sobre sus hábitos lectores y sobre los libros que más le han impactado. 

Ella, vestida con un elegante traje de falda y chaqueta al más puro estilo Chanel, contesta sin dudar que los libros que más la han marcado son Las flores del mal de Baudelaire y Cartas a un joven poeta de Rilke. 

Carlota no es solo una cara bonita, sino que se licenció en Filosofía en la Universidad Sorbona de París y, como se ve en el anterior vídeo, tiene una gran pasión por la lectura, llegando a leer varios libros a la vez y a acumularlos en casa, viviendo rodeada de ellos. 

El último evento de la firma francesa en el que ha participado esta miembro de la familia Grimaldi es un encuentro literario que ha girado en torno a la novela Fille (Chica) de Camille Laurens y en el que han participado ellas dos, la actriz Lyna Khoudri y la profesora de literatura de la Universidad de París, Fanny Arama. 

La novela reflexiona sobre el papel de las mujeres en la sociedad actual, concretamente a raíz de lo ocurrido a consecuencia del movimiento Me Too. Fanny Arama ejerce de conductora de la charla, mientras que Casiraghi hace algunas preguntas a la autora del libro. 

En una entrevista Carlota dijo: “Es cierto que el vínculo entre moda y literatura es menos obvio que el vínculo entre moda y arte contemporáneo o moda y música, pero en el caso de Chanel, la literatura es el vínculo más fuerte. Gabrielle Chanel y Karl Lagerfeld eran dos genios de la moda que también tenían una cultura literaria enorme”.

El evento, en el que las cuatro participantes iban vestidas de Chanel, se llevó a cabo en la sede de la casa de moda en la parisina rue Cambon, siendo el segundo que se ha realizado este año. El primero tuvo lugar en la misma sede y también contó con Carlota Casiraghi y con Fanny Arama, en esa ocasión hablando con la escritora Sarah Chiche

Parece que Chanel ha dado con una embajadora idónea, ya que Carlota encaja a la perfección uniendo el arte de la moda con, en este caso, la literatura por la que parece sentir una profunda pasión y que, al fin y al cabo, está muy ligada a la filosofía. 



MÁS INFORMACIÓN

SiteLock
Facebook