Camtur advierte cierre de la mitad del sector si la restricción se prolonga


Con una pérdida diaria de $10 millones, el turismo panameño está al borde de caer en un abismo del cual le tomaría salir cerca de 15 años, de acuerdo con proyecciones del sector.

La restricción de movilidad, toque de queda, cercos sanitarios y prohibición de asistir a las playas puede provocar el cierre de al menos un 50% de las 3 mil 500 compañías que participan directamente en el turismo, actividad que en 2019 aportó más de $4 mil 500 millones al producto interno bruto del país.

Ernesto Orillac, presidente de la Cámara de Turismo de Panamá (Camtur), comentó que la situación actual es insostenible y como gremio hizo un llamado para que las autoridades de salud se sienten en una mesa para establecer la hoja de ruta que permita la recuperación del sector.

“Teníamos una reunión programada para ayer viernes, pero el Ministerio de Salud la canceló a última hora”, dijo Orillac.

El turismo panameño se reactivó el 12 de octubre, después de 8 meses de paralización, pero tras el repunte de casos positivos de coronavirus, las autoridades de salud decretaron a inicio de año nuevas medidas que afectan al sector.

La extensión de las medidas ocurre durante la temporada alta del turismo nacional (enero-marzo), meses que aportan entre el 40% y 45% de los ingresos anuales del sector, en especial para las empresas que operan fuera de la ciudad capital.

“No podemos seguir con improvisaciones y decisiones de última hora. El turismo necesita información confiable. ¿Cómo es posible que el Ministerio de Comercio e Industria diga que los turistas pueden pasar los cercos sanitarios con solo presentar su reserva, cuando no hay ningún decreto que así lo estipule?”, comentó el presidente de Camtur.

Competitividad

Para los gremios turísticos, la falta de decisiones le está pasando factura al país. Orillac señala que países como Costa Rica, México y República Dominicana, están registrando tasas de ocupación en sus hoteles de hasta el 70%, y no solo por turistas de vacaciones, sino por eventos y congresos.

“Estos países tienen los mismos problemas de contagios que Panamá, y las empresas turísticas están cumpliendo los mismos protocolos que ya tienen establecidos las compañías panameñas”, acotó.

Además de la falta de consenso en la toma de decisiones, a la Asociación Panameña de Hoteles (Apatel) le preocupa la decisión del Gobierno de reducir los fondos para la promoción turística internacional.

Anualmente, la Autoridad de Turismo de Panamá debe transferir $20 millones al Fondo de Promoción Internacional para mercadear los destinos panameños, pero dentro del presupuesto de 2021 solo se contempla una transferencia de $15 millones.

“Cercenar la capacidad de la nación de generar ingresos del extranjero tendría consecuencias funestas para toda la economía nacional, desde restaurantes a empresas turísticas, comercio al por menor a industrias ligera y, por supuesto, para el fisco”, precisó un comunicado de Apatel

A igual que Camtur, Apatel pide al Gobierno “abrir con urgencia un diálogo de consulta con representantes de la industria turística, con la finalidad de asegurar que las medidas sean consensuadas para beneficio de la nación”.



MÁS INFORMACIÓN

SiteLock
Facebook